Núremberg la ciudad de “los maestros cantores”0

Núremberg: la ciudad de “los maestros cantores”

  • Alemania

Vista panorámica de la ciudad medieval de Núremberg

En 1868, Wagner escribiría una de sus obras magistrales: Los Maestros Cantores de Núremberg (Die Meistersinger von Nürnberg). Se trata de una ópera en tres actos que se ha convertido en una de las más populares del mundo y, a la vez, de las más largas, pues dura aproximadamente cinco horas.

Para escribirla Wagner se inspìraría en el “Gremio de Maestros Cantores” de la ciudad de Núremberg, una asociación de poetas y músicos amateur, en gran parte de la clase media, y en muchos casos maestros artesanos en sus profesiones.

Con un espectacular centro medieval y rodeada de atractivos bosques y grandes campos de cultivo, Núremberg es una de esas ciudades cuya visita no te deja indiferente.

La Torre Blanca uno de los accesos a la ciudad antigua

Aunque la ciudad medieval de Núremberg quedó destruida en una parte importante, durante la segunda guerra mundial, por los bombardeos, al finalizar la misma, se procedió a su reconstrucción, en base a los planos originales.
Actualmente el casco medieval se encuentra rodeado por cinco kilómetros de murallas y cerca de ochenta torreones y torres defensivas, y se puede acceder, entre otras, a través de la espectacular “Torre Blanca”.

En su interior nos encontraremos, muchos edificios importantes y de gran belleza, entre los que destacan el Castillo Imperial, construido en el año 1040, la Iglesia de San Lorenzo y la de San Sebaldo, ambas del s. XIII, el antiguo ayuntamiento, Rathaus, del s. XIV, la casa de Alberto Durero, Dürerhaus, o la Pellerhaus, del s. XVII.

La casa de Alberto Durero, Duererhaus

Alberto Durero fue una de las grandes figuras del renacimiento alemán y Núremberg fue su cuna, donde vivió la mayor parte del tiempo y donde abandonaría este mundo.
Otro personaje que tuvo su cuna y su entierro en esta ciudad sería el célebre compositor Palchelbel.

Núremberg también se hizo famoso por los célebres procesos contra algunos líderes nazis que inmortalizó en diversas ocasiones el cine. Estos procesos se llevaron a cabo en la Sala 600, de un impresionante Palacio de Justicia.
La ciudad es, asimismo, famosa por algunos inventos importantes de la humanidad, aquí se inventó el primer globo terráqueo, el primer reloj de bolsillo, y más recientemente, el tren más rápido del mundo (el Transrapid), que circula en Shanghái.

La ciudad cuenta también con cuatro importantísimos teatros y cinco magníficos museos, además de otros muchos de menor importancia.

El palacio de la ópera o staatstheater

En conmemoración de los torneos de canto medievales que inspiraron la célebre obra de Wagner, anualmente se celebra, cada verano, el Bardentreffen, un encuentro de músicos bardos de muchas regiones del mundo, que ofrecen conciertos gratuitos por diversos escenarios de la ciudad antigua.

Núremberg cuenta con un espectacular palacio de la Ópera en el cual se celebran, regularmente, actuaciones magistrales y por el que han pasado los mejores intérpretes del mundo y las mejores orquestas.

El palacio de la ópera o staatstheater

Otra de las actividades que la ha hecho conocida en muchas partes del mundo es su Mercado de Navidad. La importancia de este mercado radica en que se celebra conjuntamente con las ciudades a las que Núremberg está hermanada, con intercambio de productos que se ofrecen por medio de voluntarios.

El hermanamiento de Núremberg se produce con 14 ciudades del mundo, con las que desarrolla especiales relaciones de intercambio cultural, social, económico y político. Con tal finalidad, la Municipalidad cuenta con un Departamento de Relaciones Internacionales que, entre otras actividades, organiza viajes de los ciudadanos de Núremberg a las ciudades hermanas, intercambio de delegaciones escolares, artísticas,etc.

Asimismo, periódicamente, se desarrolla en el castillo de Tucherschloss de Núremberg una fiesta internacional de las ciudades hermanadas con el título de “Grenzenlos-Fest” (fiesta sin fronteras).

La calle de los Derechos Humanos, a la derecha el Museo Nacional Germánico

En el año 1993 Núremberg sorprendía nuevamente al mundo, cuando inauguró una Calle de los Derechos Humanos, obra del artista israelí Dani Karavan, quien en 29 columnas de cemento, una casa y un arbol presenta los 30 artículos de la Declaración Universal de los Derechos Humanos en 30 idiomas distintos, desde el jiddisch hablado por los judíos que vivían en la ciudad desde la época medieval, hasta el quechua hablado por los indígenas originarios del Perú y de América del Sur, y el español. También existen artículos en idiomas de Europa, África y de Asia. Así se trata de representar el valor universal de estos derechos para todos los pueblos y razas.

Esta calle se encuentra junto al Museo Nacional Germánico, considerado uno de los museos de historia más importantes del país.

Desde 1995 la ciudad de Núremberg concede cada dos años un Premio Internacional de Derechos Humanos a personas u organizaciones que promueven y defienden los derechos humanos con riesgo de su propia vida y contribuyen a la paz y a la comprensión intercultural. Entre los miembros del jurado hay diversos premios Nobel de la Paz.

La calle de los Derechos Humanos, a la derecha el Museo Nacional Germánico

En definitiva, ir a Núremberg no requiere ningún objetivo concreto, ni ninguna época del año en especial, en cualquier momento que la visitemos nos encontraremos con eventos, actividades o sorpresas que nos cautivarán, mientras nos deleitamos con la sensacional gastronomía de Baviera, o disfrutamos de la excelente variedad y oferta en estancia, propia de una gran ciudad de casi medio millón de habitantes, cruzada por el río Pegnitz que confiere a su centro histórico un carácter muy peculiar en el trazado y configuración de sus calles.