Cuba la isla prohíbida0

Cuba, la isla prohíbida

  • Cuba

La isla de Cuba guarda secretos que sólo los habitantes de la isla conocen y estos son los ritos de santería que no están permitidos por el gobierno pero que de todas maneras se realizan ocultamente. A pesar de que la religión oficial  en Cuba es la católica en muchos municipios alejados se practica la magia negra.
En la actualidad se conoce que en el municipio de Guanabacoa los cultos africanos permanecen vigentes y casi sin modificaciones a lo largo de varios siglos. En Cuba existen hasta hoy dos religiones africanas –la Regla de Ochá y el Palo Monte–, además de otras corrientes minoritarias. A Guanabacoa se lo llama “pueblo embrujado” o “tierra del babalawo”, que es el sacerdote máximo del culto Ifá, cuya función en la etnia yoruba de Nigeria era predecir el futuro. Y en Cuba también.

Los viajeros que ingresan a uno de estos templos no se promocionan como destinos turísticos observarán como en las ceremonias  se mezclan los santos católicos y sus ofrendas con rituales a ritmo  de los tambores, incluyendo sacrificios y trances profundos cuando un orisha ingresa en el cuerpo de una persona. En otra habitación  se verán  las cazuelas, donde se colocan las piedras en las cuales moran los orishas (santos africanos). Cada piedra es de diferente forma, origen y color, y se corresponden de manera específica con determinada deidad.
Se descubre una serie de platos preparados con animales cuadrúpedos, plumas, dulces y bebidas con fórmulas exclusivas para cada deidad. La sangre de los animales sacrificados se vierte sobre la piedra del santo para alimentar la “vibración” que las mantiene vivas.