Rutas gastronómicas La Toscana0

Rutas gastronómicas: La Toscana

  • Italia

La gastronomía italiana, una de las más famosas del Mediterráneo
Cuando se habla de Italia hay que hablar de gastronomía, por descontado, pero si queremos poner esa palabra en mayúsculas, entonces tendremos que hablar de la Gastronomía Toscana.

Cuando se oye hablar de cocina italiana, lo primero en lo que pensamos, seguro, es la pizza, o en su defecto, los spaguettis, pero la cocina mediterránea italiana tiene muchísimo más que ofrecernos.

La Toscana, donde la populosidad de sus ciudades, como Florencia o Pisa, convive con la armonía de grandes espacios abiertos y pequeñas aldeas que mantienen su aspecto tranquilo y sereno.

Bistecca alla fiorentinaCuna de Miguel Ángel, Dante, Bocaccio, Guido de Arezzo o Pietro de Cortona y tantos otros personajes famosos, nos muestra sus paisajes perpetuados por los más famosos pintores, como Botticelli, y nos abre sus puertas a este mar tan nuestro, para ofrecernos el benigno clima del Mediterráneo.

La Toscana conserva una ecelente cocina tradicional, basada en ingredientes sencillos y naturales, como el aceite de oliva, la pasta fresca hecha a mano o los asados de la caza. Entre sus quesos, los de más renombre son el Pecorino y el Ricotta. Sus postres son famosos en el mundo entero, como el Panforte de Siena o los Cantuchi con Vinsato.

Deleitarse con un “crostino toscano”, uno de los antipasto más habitual en cualquier restaurante de la región, para ir abriendo apetito, para después continuar con una deliciosa “insalata caprese”, e hincar el cuchilo en una “bistecca alla Fiorentina”, acompañándolo, como no, de un excelente vino de Chianti, original de esta región y de los más conocidos de Italia, para terminar degustando uno de sus sabrosos postres y rematándolo todo con un “cafe spresso”.

Productos típicos de La ToscanaDesde su capital, Florencia, hasta pasar “bajo Palio” en Sienna, o asistir al “Tuscan Sun Festival” en Cortona, visitar los frescos de Piero della Francesca en Arezzo, o acercarnos a la costa para visitar el encantador castillo y pueblo de Bolgheri, o recorrer la carretera que va de Pienza a Montepulciano para detenernos a adquirir alguno de los quesos que los productores venden directamente y a buen precio a pie mismo de la calzada, acercarnos a Montalcino, cuna del exquisito Brunello, o a Scansano, cuna del Morellino, dos de los vinos con denominación de origen que, junto con el Chianti Clásico de Siena y el Nobile de Montepulciano, forman el cuarteto de vinos más prestigiosos de la región, visitar el lago Trasimeno, a cinco quilómetros al sur de la región, las ruinas etruscas de Volterra, la inclinación de la torre de Pisa, o la bellísima plaza de Lucca, o el espectacular Castello di Brolio, cerca de Siena, cualquier excusa es buena si se trata de disfrutar de alguno de los riquísimos platos de La Toscana.

Panzanella toscanaEntre sus delicias podemos encontrar, además de las ya comentadas, la panzanella, el lomo de cerdo a la toscana, la pasta a la trufa blanca, la ribollita, pasta agli zucchini (calabacín), las zuppas (sopas) toscanas, los taggliatas (filetes), el piccione (paloma), los funghi (setas) en su infinita variedad combinadas en toda clase de platos, las focaccias (pan de pizza blanco), las mortadelas, incomparables con las españolas, oratta al finocchio, la piadina y, en otoño, las trufas, tanto la blanca como la negra, que combinan con casi todos los platos, desde los antipasto hasta los postres, pasando por las pastas, las ensaladas y las carnes. Cualquiera de estos platos, entre otros muchos, se pueden encontrar en los diferentes restaurantes, osterías o trattorias de la región.