Morioka y sus delicias0

Morioka y sus delicias

  • Japón

Lo cultural es una de los principales aspectos que se pueden reconocer en Morioka. Allí los fideos y bebidas alcohólicas son comunes y un atractivo fundamental para los turistas. Además de conocer la historia de esta ciudad, fundada el primero de abril de 1889, se pueden identificar detalles propios de esta zona que muestran su singularidad frente a las demás ciudades y regiones japonesas.

Entre las preparaciones que se destacan en la ciudad, a base de fideos están el jajamen, reimen y wankasoba. Además, la diversidad en bebidas alcohólicas, también permite que el viajero reconozco diferentes sabores de estas preparaciones que hacen de la ciudad un lugar único. A estas delicias la preparación de una delicia local, el nambu senbei, una galleta salada de arroz.

Morioka es la capital de la prefectura de Iwate al noreste de Japón, tiene un área de 489,15 kilómetros cuadrados. Algunos de los lugares turísticos más importantes de esta ciudad son templos históricos, el  Templo Mitsuishi y el Hoon-ji.

Además también se puede visitar, el Museo de Arte de Iwate es conocido por los trabajos de tres artistas locales Tetsugoro Yorozu, Shunsuke Matsumoto y Yasutake Funakoshi, aparte de otras obras de arte nacionales e internacionales.

La historia de esta ciudad señala que fue antiguamente un territorio habitado por los Emishi. El general Sakanoue no Tamuramaro construyó el Castillo Shiwa en 803 para lograr conquistar el territorio y ponerlo bajo el gobierno imperial japonés.

A finales de la era Heian, la ciudad estuvo bajo el control del clan Fujiwara del Norte, que estaba asentado en Hiraizumi, al sur de Morioka. El clan fue destruido por el shōgun Minamoto no Yoritomo y el clan Kudo lo reemplazó. Durante el período Muromachi, el clan Nanba, que estaba en Sannohe, al norte, expandió su territorio y construyó el Castillo Kozukata. En el siglo XVII Kozutaka cambió su nombre a Morioka.