Café Gijón0

Café Gijón

  • Madrid

Fundado el 15 de mayo de 1888, el Café Gijón, también llamado Gran Café de Gijón, es uno de los referentes para el encuentro en la capital española. El lugar fue fundado por un asturiano afincado en la capital llamado Gumersindo Gómez y a pesar de sus modestos comienzos a finales del siglo XIX, pronto se convirtió, después de la guerra civil española, en un famoso lugar de tertulia literaria y reunión de intelectuales y artistas de la época del régimen de Franco.

Precisamente, en el local se celebra cada año el premio literario que lleva su nombre, al cumplir su centenario a finales del siglo XX queda como testigo de una época de florecimiento de cafés de tertulia en Madrid. Se trata de uno de los pocos cafés de tertulia sobrevivientes en el Madrid de comienzos del siglo XXI.

Alrededor del café se crearon diversos personajes que se arraigaron en du esencia e identidad. Según se entra a la derecha hay un puesto de venta de tabaco que desde 1976 hasta 2005 regentó el “cerillero” Alfonso González Pintor. En 2004 se colocó una placa en su honor a la entrada del local: “Aquí vendió tabaco y vio pasar la vida Alfonso, cerillero y anarquista”.

Otra de las personas es Timotea Conde, llamada por muchos como madame Pimentón denominada como la musa del Gijón. Se trata de una cantante frustrada que acaba cantando por los cafés del Madrid de la época.
Ignacio María de San Pedro apodado “Don Cristobalía” se dedicó a vender versos delirantes y a subirse a las mesas del Gijón, así como del Pombo a reclamar el cambio del nombre de América, por el de Cristobalía.

Manolo Pilares y el gallego Ramón Cid Tesouro, ambos amigos y conocidos tertulianos que durante el transcurso de la guerra civil se encontraron un buen día en frentes opuestos. Mantuvieron posteriormente su amistad en la Transición.

Este café es un referente de literatos, artistas y amantes de las artes. Todo un punto de encuentro en Madrid.