Calle Fuencarral

  • Madrid

La calle Fuencarral cruza de Sur a Norte los distritos de Centro, entre los barrios de Chueca y Malasaña, y el de Chamberí, entre los barrios de Trafalgar y Arapiles. Es una de las calles más comerciales de la ciudad.

Fue llamada de esta manera por ser el camino que comunicaba la Villa de Madrid con el antiguo pueblo de Fuencarral. Al igual que su paralela la calle de Valverde. Un proyecto de remodelación se maduró en el año 1998 por parte del arquitecto Horacio Fernández del Castillo, en colaboración con Juan Armindo Hernández, y se trabajó de manera tal que se logro propiciándose la completa renovación comercial, cultural y social en su tramo más próximo a la Gran Vía. Es conocida la calle en toda España a finales del siglo XIX, por el crimen de la calle Fuencarral.

En la zona de destacada el estilo alternativo de las tiendas y su enfoque hacia un público más joven. En la calle tienen sede grandes marcas comerciales, pero la mayor parte de las tiendas son de carácter minorista y están enfocadas a un estilo o grupo concreto de vestimenta.

Entre las que se destacan hay una buena cantidad de tiendas con ropa de estilo gótico, hippie o grunge, muchas de ellas emplazadas en el Mercado de Fuencarral, el cual participa activamente en el panorama cultural de la zona, con conciertos, exposiciones y una carroza propia en el desfile el Día del Orgullo Gay. Además de las tiendas de ropa, también se encuentra un gran número de platerías.

La transformación de esta calle en un centro comercial y cultural ha sido reciente, ya que en la década de 1990 la zona estaba dedicada principalmente a comercios tradicionales y cafeterías, con un mayor espacio para el tráfico rodado.

En 2009 la calle fue peatonalizada, eliminando el tráfico de vehículos en la mayor parte de su recorrido.