El Castillo de Dublín0

El Castillo de Dublín

Una de las grandes atracciones turísticas de la ciudad irlandesa de Dublín es el Castillo. Una atracción a la que acuden todos los visitantes que llegan a la capital irlandesa gracias al gran número de vuelos a Dublín que salen desde muchas ciudades europeas.

El Castillo de Dublín en Dublín, República de Irlanda, fue la sede del gobierno Británico en Irlanda hasta 1922. Gran parte del edificio data del Siglo XVIII, aunque un castillo ha estado en pie en este lugar desde los días del Rey Juan, el primer Señor de Irlanda. El Castillo sirvió como la sede del gobierno Británico en Irlanda bajo el Señorío de Irlanda (1171-1541), Reino de Irlanda (1541-1800) y Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda (1800-1922).

Sirvió un gran número de roles a través de los siglos. Fue la primera y más importante Residencia Real, residiendo ahí el Lord Teniente de Irlanda o Virrey de Irlanda, el representante del monarca. Los Apartamentos del Virrey (ahora llamados los Apartamentos de Estado) sigue siendo uno de los sitios más espléndidos en Dublín, y ahí toma lugar la inauguración del Presidente de Irlanda. El segundo al mando en la administración del Castillo de Dublín, el Jefe Secretario para Irlanda, también tiene sus oficinas ahí. A través de los años, el parlamento y las cortes se reunían ahí, antes de mudarse a sus nuevas sedes. También sirvió como guarnición militar.

El Castillo dejó de ser usado para propósitos de gobierno cuando el Estado Libre Irlandés nació en 1922. Sirvió por algunos años como Cortes de Justicia (las Cuatro Cortes, el hogar del sistema de cortes irlandesas fue destruido en 1922). Una vez que las cortes se mudaron, el Castillo de Dublín fue usado para ceremonias de Estado. Éamon de Valera como Presidente del Consejo Ejecutivo en nombre del Rey Jorge V recibió credenciales de embajadores en Irlanda en la década de los treintas. En 1938 fue usado para la toma de posesión de Douglas Hyde como Presidente de Irlanda.

El castillo es una atracción turística y, después de una gran remodelación, es también usado como centro de conferencias. Durante las presidencias de Irlanda de la Unión Europea, incluida más recientemente la primera mitad del 2004, fue el foro de varias reuniones del Consejo Europeo.

El Castillo de Dublín es una de las atracciones turísticas de la capital de la República de Irlanda y uno de los puntos de interés para todos aquellos visitantes que llegan a la isla gracias a la actividad de compañías aéreas como Ryanair.